El Español Internacional y ELE

Casi el 5% del mundo habla español, y cada continente, país, región, provincia y ciudad tiene su propio lenguaje. Esta diversidad tan amplia, que se presenta en todos los aspectos, necesita unificarse para tener una eficacia comunicativa, y una coherencia que fortalezca la comunicación adecuada en cualquier ámbito.

La abundante presencia de medios de comunicación, durante el siglo xx, amplió relaciones entre todos los lugares hispanohablantes del mundo, con lo cual, los países hispanohablantes mantienen una relación constante, sin considerar fronteras naturales ni obstáculos. En consecuencia, consiguiendo una solidez lingüística, homogeneidad y un proyecto de futuro alentador.

A pesar de las idiosincrasias regionales, se han conectado todos los lugares hispanohablantes a un español estandarizado en los ámbitos morfosintácticos, en los fónicos y también en los léxicos, y es esa uniformidad donde se situa la importancia del español tanto para los intercambios internacionales, como en eficiencia en los medios de comunicación de masas.

El “Español internacional”es importante en la enseñanza y aprendizaje de esta lengua, y debería enseñarse en las clases de ELE y cada profesor ha de adquirir conocimientos de ello. La normalización lingüística interviene en la enseñanza y aprendizaje de la lengua.

Según “Ethnologue”, actualmente hay 60 millones de personas interesadas en aprender español, supone un aumento muy significativo que se ha producido en las últimas décadas.

Los profesores de lengua española deben adquirir un conocimiento del español unificado capaz de ser enseñado con éxito. Los estudiantes han de conocer bastante los aspectos formales, sociales y creativos de la lengua, además de poder aplicar recursos y estrategias para enseñarla, donde sea, o a alumnos de distinta procedencia que se encuentren en el país hispano.

El español internacional es un modelo que parte desde la cooperación, y no desde la imposición, y el objetivo más importante es obtener una intercomunicación fluida en un español plurinacional. Este español es compartido por todos pero no pertenece a nadie, y puede convertirse en una pérdida de riqueza lingüística de los hablantes. No se espera que la gente hable español neutro en su vida íntima sino que se destina al uso en un ámbito masivo. No desaparecen los dialectos sino que se añade a lo que hay. El español internacional no pretende ser un ejemplo lingüístico o del ámbito literario, busca de manera simple la eficacia comunicativa, aboga por la unidad y la cohesión de la lengua, eludiendo razones, banderas, ideologías y nacionalismos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s